Trabajadores del Estado serán capacitados para identificar casos de trabajo forzoso y trata de personas

El Ministerio de Trabajo y Promoción del Empleo en coordinación con CHS Alternativo

CHS Alternativo se unió a la campaña Vota por la niñez

El día sábado 13 de Setiembre, el Jurado Nacional de Elecciones (JNE) y la Oficina Nacional de Procesos Electorales (ONPE), conmemoraron el Día Internacional de la Democracia...

Hoy se lanza la campaña vota por la niñez

El Colectivo Interinstitucional por los Derechos de los Niños, Niñas y Adolescentes “Vota para la Niñez” – espacio en el que participa Save the Children – lanzó hoy miércoles 27 de agosto...

25 de junio de 2012

NDP Nº 204: Firman acuerdo contra la Trata de Personas en Junín



Se llevó a cabo una reunión con diversos medios de comunicación de la región Junín, la organización CHS Alternativo y el representante del Ministerio del Interior, Alejandro Delgado Gutiérrez, con el fin de abordar el tema de Trata de Personas y la responsabilidad de los medios frente a esta problemática.


En un acto realizado el 22 de junio en el local del Ministerio Público de la región, se firmó el acta donde dentro de los puntos más relevantes se destaca el compromiso de los medios de comunicación en respetar la identidad de las víctimas y estar permanentemente alertas frente a las denuncias y casos vinculados al delito.

Así mismo, respaldaron este acuerdo los representantes de la Mesa Regional de Trabajo contra la Trata de Personas en Junín, contándose con la presencia de la licenciada Rita Avendaño, Gerente de Desarrollo Social del Gobierno Regional y la licenciada Rosario Bravo de la Defensoría del Pueblo.

La Trata de Personas es una violación de los derechos humanos fundamentales de los seres humanos y es internacionalmente considerada como una forma contemporánea de esclavitud.

Cifras

La Trata de Personas en el Perú de acuerdo a cifras oficiales de la PNP registró hasta abril del 2012 un total de 630 casos con 1960 víctimas a nivel nacional, de las cuales el 94 % son mujeres.

Así mismo, en la región Junín la cifra oficial es de 4 casos desde el año 2004  a la fecha. Sin embargo el observatorio del Ministerio Público refiere 8 casos sólo en el 2011. Esta situación revela las debilidades en el registro oficial de esta problemática en la región.

Más información:

Área de comunicaciones
CHS Alternativo

Calle Víctor Larco Herrera 277 - Miraflores
Teléfono: (511) 446 5834 / Celular: (511) 992-973427 / *133007 (rpm)
www.chsalternativo.org

20 de junio de 2012

NDP Nº 203: Organizan ciclo de capacitaciones sobre asistencia y protección a víctimas de Trata de Personas en seis regiones del país



Con apoyo de la Embajada Británica en Perú


Con el objetivo de contribuir a la asistencia y protección de víctimas de Trata de Personas en el país, la organización CHS Alternativo con apoyo de la Embajada Británica en Perú, inicia un ciclo de capacitaciones descentralizadas que se desarrollarán en las regiones de Junín, Piura, Arequipa, Loreto, Cusco y Lima.

Las capacitaciones pretenden fortalecer las capacidades de los operadores de servicios públicos para detectar, derivar, atender y proteger a las víctimas, tanto desde los aspectos normativos como procedimentales.

Se dará inicio al ciclo de capacitaciones durante el presente mes en las regiones de Junín y Piura, los días 21, 22 y 27, 28 respectivamente. En los meses de julio y agosto se continuarán con las regiones de Arequipa, Loreto y Cusco.

Andrea Querol, directora ejecutiva de CHS Alternativo, invocó a los funcionarios públicos a “continuar y reforzar el trabajo conjunto e integral así como la búsqueda de resultados tangibles a favor de la mejora de la calidad de vida de las víctimas de Trata de Personas”.

La Trata de Personas es una violación de los derechos humanos fundamentales de los seres humanos y es internacionalmente considerada como una forma contemporánea de esclavitud.

Cifras

La Trata de Personas en el Perú de acuerdo a cifras oficiales de la PNP registró hasta abril del 2012 un total de 630 casos con 1960 víctimas, de las cuales el 94 % son mujeres. Y de acuerdo a cifras del Ministerio Público sólo en el año 2011 se atendieron a 767 víctimas en un total de 403 casos.

Caso Jhinna Pinchi

Actualmente en el país solamente una víctima de Trata de Personas ha sido incorporada al programa de protección del Ministerio Público, es el caso de Jhinna Pinchi. Sin embargo, a la luz de las cifras oficiales, habría un enorme déficit en la cobertura de atención a las víctimas de Trata. Situación que genera el desaliento y desprotección de las víctimas en denunciar los casos, que como sabemos usualmente son amenazadas y perseguidas por sus tratantes, como una forma de evadir la justicia.

Es el caso de Jhinna Pinchi, explotada sexualmente y luego perseguida y amenazada, se ha convertido en emblemático de la lucha contra la Trata de Personas. Es tal la indignación que ha captado hasta el interés de la prensa internacional. Actualmente se está realizando una campaña en facebook donde ya reconocidos periodistas y artistas han manifestado su apoyo a Jhinna. Ver:

http://www.facebook.com/JusticiaparaJhinna

Reparaciones civiles

Un estudio de CHS Alternativo encontró que incluso las reparaciones civiles son muy bajas (entre 1200 y 5,000 nuevos soles) en relación a las necesidades que enfrentan las víctimas como secuela de la explotación a la que han sido sometidas

Más información:

Área de comunicaciones
CHS Alternativo
Calle Víctor Larco Herrera 277 - Miraflores
Teléfono: (511) 446 5834 / Celular: (511) 992-973427 / *133007 (rpm)
www.chsalternativo.org

13 de junio de 2012

"Jhinna ha tenido la valentía de denunciar, arriesgando su vida y la de su familia. Tanto ella como nosotros creemos que si se logra detener a los acusados, ella y muchas otras Jhinnas habrán ganado"


Entrevista a Andrea Querol, directora ejecutiva de CHS Alternativo

¿Cuál es la situación en el país de las víctimas de Trata de Personas (TdP)? La mayoría de víctimas de Trata de Personas en nuestro país, a la fecha, sigue desamparada.
Me explico; de acuerdo a las normas existentes, diversas entidades del Estado tienen responsabilidades para con ellas, que van desde su protección, hasta su reinserción en la sociedad. En principio, toda víctima de TdP, sin importar si la finalidad de explotación fue sexual, laboral, u otra, tiene derechos que la amparan y que de hacerse efectivos, le deberían permitir por un lado recibir albergue, atención psicológica, apoyo para retomar sus estudios o en la búsqueda de un empleo, y por el otro, tener defensa legal gratuita, y ser resarcida por el daño sufrido.
Esto en la práctica no se da: podemos contar con los dedos de la mano los casos de víctimas que han sido atendidas por el Estado. Aun hace falta que los funcionarios públicos conozcan de sus obligaciones frente a estos casos, y de los derechos de las víctimas.

¿Por qué muchas víctimas de TdP terminan retractándose de las denuncias que realizan?
Precisamente por eso; porque aún no hay repuestas rápidas y concretas para las víctimas de parte de las entidades responsables. Entonces, por un lado tienen miedo a los tratantes, y por el otro, no confían en el Estado. Inicialmente, su principal necesidad es la de sentirse protegidas. Necesitan tener la certeza que ellas y sus familias están seguras. No olvidemos que usualmente han sido sometidas con amenazas terribles, y que estas con frecuencia siguen una vez que escapan o son rescatadas.
Pero luego viene la supervivencia, la necesidad de encontrar una opción de vida, de estudio, de trabajo. Están desorientadas, y temen no poder enfrentar una vida fuera del encierro. Si no perciben una salida, una oportunidad concreta, nuevamente surge el miedo, y pueden retractarse.

¿Qué situación personal y familiar puede atravesar una víctima de TdP luego de huir o ser rescatada de una red de tratantes?
La situación psicológica que vemos usualmente es de depresión, inseguridad, ansiedad, dependencia y bloqueo para vislumbrar otras opciones de vida. Esto puede variar de un caso a otro, pero en general requieren de mucho soporte emocional. Las familias, con frecuencia disfuncionales, pueden acogerlas, pero otras las rechazan.
A veces, al ser retornadas a sus lugares de origen, optan por olvidar, pasar la página, reprimir e incluso construir una historia falsa sobre lo vivido. Es la única forma que encuentran para sobrevivir al trauma.

¿Qué acciones realiza CHS Alternativo con las víctimas de TdP?
Recibimos a la persona, a veces con algún familiar, la acogemos, y de ser un caso fuera de Lima, le facilitamos ya sea un albergue temporal, o le facilitamos el retorno a su hogar. Las escuchamos, las contenemos, y les transmitimos cuáles son sus derechos.
Intentamos articular entre las diversas instancias del Estado, para que reciban la ayuda que requieren. Luego monitoreamos por teléfono o visitándolas en sus casas. Pero con frecuencia viven en zonas alejadas, sin medios de comunicación, y les perdemos el rastro.
Se hace lo que se puede. Nosotros no podemos reemplazar al Estado; no podemos suplir a las familias; no tenemos recursos suficientes para un seguimiento cercano.

¿Cómo es el primer contacto de CHS Alternativo con Jhinna?
Me llamó un oficial de la PNP de Piura, que quería ayudarla y estaba indignado con la impunidad que reinaba en torno a su situación, habiendo pasado semanas desde que escapara e hiciera valientemente su denuncia. Un periodista le dio nuestros datos.
Pero es justamente un caso que grafica, cuan difícil es para una víctima confiar. Durante meses nos comunicamos, ella nos llamaba, pero le tomó tiempo darnos su teléfono y finalmente encontrarse con nosotros. Se escondía cambiando su celular, su dirección.

¿Por qué es importante para CHS Alternativo promover la campaña Justicia para Jhinna?
Lo evaluamos y meditamos mucho. Lo conversamos con Jhinna, pero nos dimos cuenta que si no la posicionábamos en los medios, el caso podía archivarse, o exculparían a los presuntos responsables. Jhinna tiene casi tres años viviendo escondida, ahora con su bebé, separada de su hija, y el presunto tratante, Chávez, sigue libre.
Jhinna ha tenido la valentía de denunciar, arriesgando su vida y la de su familia. Ha tenido el apoyo de su madre y hermanos, cosa que tampoco es fácil que ocurra, porque todos se exponen. Tanto ella como nosotros creemos que si se logra detener a los acusados, ella y muchas otras Jhinnas habrán ganado. Creemos que esto abre camino para que otras mujeres se atrevan a confiar en el sistema y denunciar sus casos. Jhinna misma dice que si no, todos estos años habrán sido en vano.

De no haber una sentencia ejemplar en el caso de Jhinna ¿Qué precedente podría sentarse a nivel social?
Quedará en el inconsciente colectivo la sensación de que en este país, una vez más, los culpables salen impunes. Se transmitiría un mensaje equívoco: "no confíes en la justicia si eres víctima de Trata de Personas; eres responsable por lo ocurrido, además no hay salida y nadie te creerá".

Reporte Alternativo

7 de junio de 2012

Editorial (Reporte Nº 98): Se cumplieron los 1000 días sin justicia para Jhinna

La organización CHS Alternativo se pronuncia al cumplirse los 1000 días sin justicia para Jhinna Pinchi y exige a las autoridades cambiar el mandato de comparecencia por el de detención para el principal procesado Carlos Chávez Montenegro, de modo que se garantice su presencia durante el proceso judicial a realizarse los días 23, 24, 25 y 26 de julio del año en curso.

 Este pedido surge de la preocupación que genera su conducta durante el proceso judicial, con la clara intención de dilatar el proceso y poca colaboración por esclarecer los hechos. Una estrategia similar a la que ha realizado en anteriores procesos a los cuales la organización ha tenido acceso.

Si bien solamente las sentencias condenatorias generan antecedente penales, Mirada Ciudadana tuvo acceso a un listado de los procesos en giro y archivados del acusado Chávez Montenegro.

Entre ellos tenemos:

- 1° Fiscalía Provincial Penal Piura, caso 2606060101-2005-416-0 por delito de Proxenetismo;
- 2° Fiscalía Provincial Penal Corporativa Sullana - Piura, Caso 2606074502-2010-850-0, por proxenetismo (Trata de personas con fines de prostitución);
- 2° Fiscalía Provincial Penal Corporativa Piura, Caso 2606074502-2010-1519-0, por proxenetismo;
- 2° Fiscalía Provincial Penal Corporativa Castilla - Piura, caso 2606074502-2010-1654-0, por homicidio (Culposo);
- 3° Fiscalía Provincial Penal Piura, Caso: 2606060103-2007-386-0, por el delito contra la Libertad;
- 3° Fiscalía Provincial Penal Corporativa Piura, Casos: 2606064503-2009-1475 (0-1-2-3-4) por proxenetismo (Trata de personas con fines de prostitución);
- 6° Fiscalía Provincial Penal Piura; caso 2606060106-2007-103-0, por el delito de Proxenetismo (Menores de edad);
- 8° Fiscalía Provincial Penal Piura, caso 2606060199-2005-238-0 por delito contra la libertad;
- 46° Fiscalía Provincial Penal Piura, caso 506010146-2005-72-0, por usurpación.

 Jhinna Pinchi es una víctima del execrable delito de la Trata de Personas que ha llamado la atención de la prensa nacional e internacional, así como de varias reconocidas personalidades locales que se vienen sumando a la campaña, periodistas como Marco Sifuentes, Verónica Linares, Milagros Leiva y Juliana Oxenford, así como la bailarina Pachi Valleriestra, incluso se han adherido a la campaña congresistas como Natalie Condori y Alberto Beingolea.

Además, la campaña vía redes sociales viene en aumento, ya tenemos más de 1000 seguidores en la página de facebook JusticiaparaJhinna, asimismo la indignación sigue incrementando, es así como nos llegan comentarios como:

- “Esto debe terminar por DIOS, no es posible que exista gente tan cruel capaz de hacer lo que te han hecho Jhinna y sobre todo que siga libre por la calle. Jhinna tú eres un gran ejemplo de coraje y valentía”.
Hilda Salazar

 - “Fuerza Jhinna!!!las mujeres y hombres de mi familia te apoyan. Esperemos que de una vez por todas las autoridades cumplan a carta cabal con sus obligaciones, no mas impunidad!”.
María Lilian Chong Silva

- “Fuerza Jhinna, esperemos que esta vez se haga justicia!”
Vivi Torres

El caso

Jhinna Pinchi fue captada con una falsa oferta laboral y trasladada a la ciudad de Piura desde su natal Tarapoto. Llegando a Piura es vendida al dueño del night club La Noche. Desde entonces dejó de ser dueña de su vida y empezó una pesadilla que le duró cerca de tres años.

El 10 de septiembre de 2009, logra huir y denunciar su caso. Desde entonces su vida se ha convertido en un largo suplicio. Viviendo con miedo y libertad restringida un proceso judicial, con indicios de corrupción y muertes en circunstancias extrañas.

Ver pronunciamiento en

video:

6 de junio de 2012

Justicia para Jhinna (1000 días de espera)

Pese a haber sido engañada, secuestrada, drogada, violada y de estar siendo prostituida en contra de su voluntad, por momentos sentía que todo estaba bien, que eso le tocaba en esta vida. Quién se iba a meter con Chávez, si cuenta con matones, si es amigo de muchos policías, fiscales y jueces, todos ellos engreídos de su night club-prostíbulo.

Quién podía cometer la locura de denunciarlo cuando lo único que tiene es su palabra, la de una prostituta, contra la de un empresario con amigos influyentes. Quién, a estas alturas de la vida, podría tener confianza en el Poder Judicial. Denunciarlo no tenía ningún sentido. Eso es lo normal. Y Jhinna era una chica normal. Una joven de Tarapoto que soñaba con estudiar danza, pero que se resignó a buscar trabajo en una peluquería. La persona encargada le dijo que en Piura lo obtendría y la subió a un auto que la dejó en el Night Club.

La Noche. La Noche fue su prisión. Al llegar le dijeron que debía 100 soles por el viaje y que no podía irse sin pagar. Se quedó retenida en el local . Al día siguiente se enteró que debía pagar por el cuarto que había ocupado. Luego la comida, la bebida, el servicio de televisión. Semanas después, luego de ser drogada y violada, su deuda era altísima. La única forma de “rebajarla” era cediendo y eso ocurrió.

Jhinna recuerda cómo una chica intentó huir, pero poco tiempo después se “accidentó” y murió. No había salida. ¿No es el ser humano un animal de costumbres? Hace mil días, sin embargo, Jhinna enloqueció. Un policía honesto, uno de esos extraños personajes que aún existen, que suelen ser los menos populares del barrio y los más incómodos de sus instituciones, la instó a cometer una locura: denunciar a su captor.

Poco tiempo después de concretar su denuncia, Francisca Macharé, la única testigo dispuesta a confirmar el testimonio de Jhinna, murió atropellada por la camioneta de Chávez, el principal denunciado. Su muerte ocurrió poco antes de ser llamada por la fiscalía. Nadie hizo una necropsia ni investigó. Chavez “arregló” con la familia. El caso de Jhinna corría el riesgo de archivarse, de ser una denuncia más. Afortunadamente, 1000 días después, aún existe la posibilidad de que su valentía y confianza no hayan sido en vano.

El trabajo que ONGs como CHS vienen realizando para que cada vez más personas conozcan, detecten y denuncien la trata de personas es destacable, pero no es suficiente. Las víctimas de trata son más de las que creemos y nos corresponde a todos poner de nuestra parte para que estas personas sepan que no están solas, para que la pérdida de la confianza y la desesperanza no sean la regla en sus vidas.

La fiscalía de Piura ha acusado a Chávez por el delito de trata de personas y ha pedido para él la pena máxima: 35 años. La dureza de la sanción se justifica pues este complejo delito involucra secuestro, violación, extorsión, violencia física, psicológica e intento de asesinato. Como sociedad nos corresponde estar vigilantes. La decisión del juez podría significar un precedente histórico. Mientras tanto, Jhinna vive con protección policial. Sigue recibiendo amenazas y aunque aplaudimos su valentía, una parte de ella sigue teniendo miedo, sigue preguntándose si no fue mejor huir sin decir nada. Esperemos que no se arrepienta, que el Estado esté a la altura de su valentía y que las miles de personas que atraviesan situaciones similares no consideren esperanza con locura.

Columnistas diario16.pe | 06-06-2012 | Jerónimo Centurión

5 de junio de 2012

NDP Nº 202: CHS Alternativo exige a las autoridades garantizar un debido proceso para víctima de Trata de Personas

La organización CHS Alternativo se pronuncia al cumplirse los 1000 días sin justicia para Jhinna y exige a las autoridades cambiar el mandato de comparecencia por el de detención para el principal procesado Carlos Chávez, de modo que se garantice su presencia durante el proceso judicial.

Se cumplieron los 1000 días sin justicia para Jhinna Este pedido surge de la preocupación que genera su conducta durante el proceso judicial, con la clara intención de dilatar el proceso y poca colaboración por esclarecer los hechos. Una estrategia similar a la que ha realizado en anteriores procesos a los cuales la organización ha tenido acceso.

Jhinna Pinchi es una víctima del execrable delito de la Trata de Personas que ha llamado la atención de la prensa nacional e internacional, así como de varias reconocidas personalidades locales. Ya que de no resolverse el caso, podría quedar como precedente nefasto para la situación de las víctimas de Trata de Personas en el país.

El caso Jhinna Pinchi fue captada con una falsa oferta laboral y trasladada a la ciudad de Piura desde su natal Tarapoto. Llegando a Piura es vendida al dueño del night club “La Noche”. Desde entonces dejó de ser dueña de su vida y empezó una pesadilla que le duró cerca de tres años. El 10 de septiembre de 2009, logra huir y denunciar su caso. Desde entonces su vida se ha convertido en un largo suplicio. Viviendo con miedo y libertad restringida un proceso judicial, con indicios de corrupción y muertes en circunstancias extrañas.

Súmate a la campaña y difunde:

http://www.facebook.com/JusticiaparaJhinna
#JusticiaparaJhinna / @chsalternativo / Youtube: tratadepersonas

Alternativo se pronuncia, a través del presidente de la organización Ricardo Valdés, por los 1000 días sin justicia para Jhinna. Ya son más de mil las personas que apoyan esta causa. Súmate tú también, sigue la página en Facebook: http://www.facebook.com/JusticiaparaJhinna

1 de junio de 2012

"Escapando del Infierno" (Reportaje)

En el 2010 Punto Final difundió el caso de Jhinna. En ese momento pensamos que se iba hacer justicia, sin embargo, hoy en día la situación de Jhinna no ha cambiado mucho. Hoy Jhinna sigue exigiendo justicia, esa que le ha sido esquiva todo este tiempo.